The Cribs: The Cavern, Liverpool – revisión de corriente

0
117
las cunas de Mark Forrer 1

Los pesebres
El Cavern Club, Liverpool
Sábado 21 de noviembre de 2020

Andy Brown abre una sidra de celebración y visita el Cavern Club desde la comodidad de su salón para ver lo mejor de Wakefield, The Cribs. Comparte sus pensamientos sobre Louder Than War.

¿Recuerdas la música en vivo? Caminando por los suelos pegajosos de tu local local, vaso de plástico en la mano mientras te mueves entre extraños y te labras un buen lugar en la parte delantera del escenario. Me encanta todo: desde las luces que se apagan y la música que suena hasta ese primer suspiro de aire helado cuando te vas al final de la noche. Ahora, los conciertos transmitidos nunca reemplazarán la emoción de estar allí, pero es genial ver tantos actos tratando de ofrecer lo mejor. Esta noche será la primera vez que The Cribs tocarán en vivo en tres años y si eso no es motivo de celebración, no sé qué será.

La transmisión comienza y seguimos a la banda por unas escaleras hasta los icónicos confines de The Cavern Club en Liverpool. El zumbido constante de la retroalimentación del amplificador construyendo la anticipación. De pie solo frente al televisor con una lata de sidra de precio medio; no es lo mismo que un concierto prepandémico, pero sigue siendo indudablemente emocionante. Y luego la banda se activa y al instante me recuerda por qué he seguido a The Cribs durante tanto tiempo. Un doble golpe de los excelentes Running Into You y Mirror Kissers hace que las cosas tengan un buen comienzo. Me imagino a cientos de fans igualmente aislados cantando mientras el coro nos lleva a todos a un tiempo más simple, “Tienes mucho que decir / pero no menciones / Las formas de besarse en el espejo del tipo hipster / el tipo (whoa Oh)!”

“Somos The Cribs de Wakefield”, dice Gary, “hola mundo”. Desde su formación en 2001, Gary Jarman habrá presentado a su banda de hermanos en innumerables ocasiones y en innumerables escenarios. Habiendo dicho esto, esta noche será la primera vez que la banda haga un concierto como este. The Cribs se transmitió directamente a su hogar. Dejando a un lado las horribles circunstancias, es una gran idea. I'm Alright Me y Men’s Needs garantizan que haya un flujo constante de clásicos de Cribs; el goteo de bienvenida de serotonina sónica en mis oídos agradecidos. Los Cribs han llegado a un punto en el que tienen muchas canciones geniales para elegir y hay una canción de casi todos los álbumes del set de esta noche. You Were Always The One se lanza para los “fanáticos de la vieja escuela” y The Cribs, damas y caballeros, están realmente de regreso en el negocio.

las cunas de Mark Forrer 2

Singles, nuevas canciones, favoritos de los fans y cortes de álbumes; los Jarman's ofrecen un conjunto brillante y confiable. Los Cribs han pasado los últimos años en una especie de pausa forzada (gracias a las disputas legales con su administración) pero no ha sofocado su feroz presencia en vivo. Lo único que falta notablemente esta noche es la multitud de fanáticos sudorosos y adoradores que saltan frente a ellos. Pistas como Different Angle, I've Tried Everything y Things You Should Be Knowing (una canción que Ryan dice que no han tocado en vivo en 15 años) nos brindan ese golpe instantáneo de alegría, melodía y adrenalina mientras que el oscuro y existencial temor de Back To The Bolthole podría ser mi punto culminante de todo el set. En el extremo opuesto del espectro sonoro, disfrutamos de las delicias acústicas de Shoot The Poets. Lo que no daría por estar hacinada en un lugar sudoroso, con los brazos en alto y cantando. Screaming In Suburbia y el extenso I Don’t Know Who I Am consolidan las pistas de su último álbum, Night Network, en un catálogo ya impresionante.

“Diez años después” cantan en el single independiente Leather Jacket Love Song de la era Payola de 2013, “y 2001 ya pasó”. Ha pasado aún más tiempo, pero es un alivio descubrir que a través de la adversidad y las pandemias mundiales, The Cribs todavía están con nosotros. La camiseta de Gary adornada con un arcoíris y las palabras “Tengo ese sentimiento familiar”. No podría ser más apropiado para una banda compuesta por tres hermanos que todavía, siempre que pueden, usan a su confiable equipo de Wakefield cuando salen a la carretera. Esta noche todos formamos parte de esa red familiar extendida. Los Cribs siempre han sido geniales con sus fans y esta noche se siente como un regalo prenavideño particularmente brillante. Los hermanos Jarman nos dejan con un Broken Arrow triunfante y sueñan con algún día poder ver, una vez más, este tipo de actuación espectacular de cerca y en persona. Ha sido emocionante.

~

Fotos de Mark Forrer

Puedes encontrar The Cribs en su sitio web, Facebook, Instagram y Twitter.

Todas las palabras de Andy Brown. Puede visitar su perfil de autor y leer más de sus críticas para Louder Than War aquí

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí